II CChIASA – Presentación 04

¿LA DISMINUCIÓN DE CAUDALES PUEDE TENER EFECTOS POSITIVOS EN LA FAUNA ÍCTICA NATIVA? EL CASO DEL RÍO TINGUIRIRICA

RODRIGO PARDO-LUKSIC1
MARÍA CATALINA SABANDO2

RESUMEN

La fauna íctica de Chile se caracteriza por su alto endemismo, registrándose un total de 11 familias, 17 géneros y aproximadamente 44 especies (Habit et al. 2006). La baja riqueza de peces límnicos pude atribuirse en la zona central de Chile a las fuertes pendientes de los ríos, así como a las irregularidades de sus caudales (Eigenmann 1927, Vila & Pardo 2006, Zunino et al. 2009). La alteración de los regímenes de caudal es considerada una de las mayores amenazas a los ecosistemas lóticos, debido a que habitualmente se considera que el régimen de caudal natural es el que mejor mantiene las comunidades (Giller & Malmqvist 1998). Es por esos que el efecto del cambio del caudal se manifestaría en todos los grupos taxonómicos más amplios que incluyen la vegetación ribereña, invertebrados y peces (Bunn & Arthington, 2002). No obstante, los ríos de Chile presentan características particulares que hacen difícil la extrapolación de estudios desarrollados en otras localidades. En particular las características geográficas han determinado que las hoyas hidrográficas chilenas sean cortas y con altas pendientes. Esta condición ha limitado el desarrollo y colonización de la fauna íctica nativa a los tramos altos de las cuencas, donde habitualmente se encuentran especies introducidas, como las truchas.

1 AquaExpert. Santiago de Chile, rpardo@aquaexpert.cl
2 Laboratorio de Limnología, Departamento de Biología, Facultad de Ciencias, Universidad Metropolitana de Ciencias de la Educación, m_catalina.sabando@umce.cl

Puede descargar el archivo en el siguiente link:

Inscribase a Sochid para poder ingresar al repositorio digital.

Sé el primero en comentar